FUENTE: INVESTING

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se mostró enfadado por la investigación que enfrenta en el Congreso, mientras que el líder republicano del Senado dijo el lunes que no tendría «otra opción» que permitir un juicio político si la Cámara de Representantes acusa al mandatario.

El senador Mitch McConnell pareció calmar las especulaciones de que usaría su posición para entorpecer cualquier esfuerzo de un juicio político. Los republicanos controlan el Senado y han mantenido silencio en gran medida sobre las acusaciones y la investigación del republicano Trump.

La Cámara de Representantes inició la semana pasada una investigación de juicio político contra Trump, luego de que un informante denunció que el mandatario intentó aprovechar casi 400 millones de dólares en ayuda de Estados Unidos a Ucrania para conseguir un favor político del líder del país.

Tres comités de la Cámara dijeron el lunes que se había oficiado al abogado de Trump, Rudy Giuliani, para que entregue documentos.

Giuliani, un exalcalde de Nueva York, dijo en televisión que le pidió al gobierno de Ucrania que «atacara» al ex vicepresidente Joe Biden, que es un posible contrincante demócrata para competir contra Trump en las elecciones de 2020.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, participó en la llamada telefónica del 25 de julio entre Trump y el presidente ucraniano Volodymyr Zelenskiy, informó The Wall Street Journal, algo que probablemente también llame la atención de los investigadores de la Cámara.

Si la Cámara de Representantes aprueba la presentación de cargos, conocidos como «artículos de juicio político» contra un presidente, el proceso pasa al Senado, donde se juzga.

«No tendría más remedio que aceptarlo», dijo McConnell a CNBC. «Según las reglas del Senado, estamos obligados a tramitarlo si la Cámara sigue ese camino. Las reglas de juicio político del Senado son muy claras», añadió.

Una encuesta de opinión realizada del 26 al 30 de septiembre por Reuters/Ipsos mostró que el 45% de los adultos estadounidenses creen que Trump «debería ser acusado», en comparación con el 37% de una encuesta similar de la semana pasada. El 41% dijo que Trump no debería ser acusado y el 15% que «no sabe».

Trump pasó gran parte del día vertiendo su molestia hacia el demócrata que encabeza la investigación, sugiriendo en Twitter que el congresista Adam Schiff, presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara, debería ser arrestado por «traición».

Testigos deben comparecer en la Cámara de Representante esta semana en audiencias sobre la solicitud de Trump de que Ucrania investigue a Joe Biden.

TRUMP QUIERE SABER LA IDENTIDAD DEL INFORMANTE

Un funcionario de inteligencia de Estados Unidos presentó una denuncia de irregularidades por una llamada telefónica del 25 de julio en la que Trump le pidió a Zelenskiy que investigara a Biden y a su hijo Hunter, que estaba en el directorio de una compañía de gas ucraniana.

El denunciante no ha sido identificado públicamente, pero Trump dijo el lunes que «estamos tratando de averiguar sobre un denunciante. Tenemos un denunciante que informa cosas incorrectas».

Trump también acusó al denunciante y los funcionarios de la Casa Blanca que le informaron de ser espías y sugirió que podrían ser culpables de traición.

«El denunciante de la comunidad de inteligencia tiene derecho al anonimato», dijo Andrew Bakaj, abogado del denunciante en Twitter, poco después de las declaraciones del presidente.

«La ley y la política respaldan esto y no se deben tomar represalias contra el individuo. Hacerlo es una violación de la ley federal», agregó.