FUENTE: MARCA

«Pequeño recuerdo de 2019». Es el mensaje que Chris Froome ha colgado en sus redes sociales mientras sostiene en su mano una de las placas metálicas que se le retiró en la operación que sufrió este viernes.

La intervención, prevista durante su fase de rehabilitación tras la grave caída que sufrió en el reconocimiento de la contrarreloj del Dauphiné, sirvió para retirarle la placa que se había instalado para reforzar su cadera derecha y las clavijas de su codo derecho.

Froome, que tiene como grandes objetivos conseguir su quinto Tour y los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, anunció su intención de reanudar la competición en febrero