La mujer a la que le cayó una cornisa en Madrid, un hombre arrastrado por una riada en Granada y otro que practicaba windsurf en Huelva son las nuevas víctimas del mal tiempo

Tres nuevas muertes elevan a seis los fallecidos por el temporal en España. Este sábado ha fallecido una mujer coreana a la que el viernes le cayó una cornisa en Madrid, un hombre ha fallecido en el interior de su vehículo al ser arrastrado por una riada en Huéscar (Granada) y se ha conocido que la Guardia Civil ha rescatado el cuerpo de un windsurfista holandés en Punta Umbría (Huelva). Tras el coletazo final del temporal Elsa, este sábado ha llegado a la península uno nuevo, denominado Fabien, por el que se han activado avisos rojos en las costas de A Coruña, Lugo, Pontevedra y Asturias por vientos, olas de hasta nueve metros y con rachas de viento de 140 kilómetros por hora en varias localidades gallegas. La circulación ferroviaria se está viendo afectada por diversas incidencias, como los 12 trenes con origen o destino en Madrid que han sufrido retrasos de hasta cuatro horas por una avería en el tendido eléctrico.

La mujer de 32 años fallecida en Madrid entró en parada respiratoria al sufrir un traumatismo craneoencefálico severo y fue trasladada en estado crítico al Hospital Clínico tras el desprendimiento de un «elemento ornamental» de la novena planta de un edificio de la calle Alcalá, cerca de la Puerta del Sol, que había pasado en 2015 la Inspección Técnica de Edificios de forma favorable. El consejero madrileño de Interior, Enrique López, ha confirmado este sábado el fallecimiento.

El hombre fallecido en Granada murió en el interior de su vehículo al ser arrastrado por una riada al intentar cruzar un vado del río Raigadas, en las cercanías del kilómetro 13 de la carretera que une Huéscar (Granada) con Santiago de la Espada (Jaén), informa Javier Arroyo. El conductor del vehículo debió calcular mal la altura y fuerza del agua del vado, se metió en él y la fuerza del agua, mayor de lo habitual tras las lluvias de estos días, lo ha empujado violentamente, dando varias vueltas de campana, según fuentes del 112. La lluvia de estos días, especialmente las del viernes, han sido muy fuertes, según Soledad Martínez, alcaldesa de Huéscar. El accidente ha ocurrido a las 12.50, en un lugar conocido como carretera de la Losa. Fuentes del 112 han informado de que la Guardia Civil y los bomberos de Huéscar han tenido que recurrir a un tractor para sacar el coche del lugar donde ha sido encontrado y alejarlo de la riada. El conductor, según fuentes de la localidad, era un hombre que tenía ganado en la sierra y había ido a darles de comer a sus animales.

La Guardia Civil recuperó este viernes en la playa de La Bota el cuerpo del fallecido en Punta Umbría (Huelva), informa Margot Molina. El varón, holandés y de 67 años, habría fallecido a causa del temporal tras perder la tabla mientras practicaba windsurf junto a otra persona, que fue quien avisó a los servicios de emergencias. Todo el litoral onubense estaba en alerta amarilla por vientos de fuerza siete. «Cuando llegamos a la playa, otro windsurfista —quien dio el aviso— estaba intentando sacar del agua a su compañero. No fue necesaria nuestra intervención porque la Guardia Civil lo sacó y la Policía Judicial se hizo cargo del cadáver», precisan desde Salvamento Marítimo. Según fuentes policiales, el hombre, que residía por la zona, estaba alojado en el vecino camping de Isla Cristina y había salido a practicar windsurf en compañía de un amigo.

El temporal Fabien, cuyo paso por la península será rápido, preocupa por el viento. Se prevé que se superen los 100 kilómetros por hora en amplias zonas e incluso los 140 km/h en el litoral norte de Galicia, mientras que el estado de la mar empeorará en las costas de Galicia y del Cantábrico, según advierte en la Aemet. «Será muy similar a Elsa, pero quedará más restringido al centro y al norte», explica la agencia, para añadir que la lluvia tendrá menos entidad y cobrará más protagonismo el viento y, sobre todo, la mala mar. Se han activado cuatro avisos rojos en las costas de A Coruña, Lugo, Pontevedra y Asturias por olas de nueve metros y dos rojos por vientos en A Coruña y Lugo.

Las incidencias causadas por el temporal han dejado sin luz este sábado a unos 27.000 hogares gallegos y mantiene a los operarios trabajando para restablecer el suministro cuanto antes. En la tarde de este sábado permanecen con problemas de suministro eléctrico unos 9.700 hogares en la provincia de Ourense, 8.500 en Lugo, unos 7.000 en A Coruña y 1.800 en la provincia de Pontevedra, según informa la compañía Naturgy. Fabien ha dejado rachas de viento que superan los 140 kilómetros por hora en varias localidades gallegas y ha mostrado su mayor intensidad en la localidad lucense de Viveiro, donde las rachas han alcanzado los 183,6 kilómetros por hora. Los sensores de Meteogalicia han registrado vientos que han sobrepasado los 176 kilómetros por hora en Cabeza de Manzaneda (Ourense) o los 166 kilómetros por hora en Punta Candieira, en Cedeira (A Coruña).

Crecidas de ríos

El río Júcar quintuplicó el viernes, tras 24 horas, su caudal. El desembalse de agua en el pantano de La Toba, que está en máximos históricos, ha propiciado «la crecida más alta de los últimos años», según el alcalde de Cuenca, Darío Dolz. Varios vecinos de la ciudad lo han acreditado este sábado, en declaraciones a la agencia Efe. «Hace años que no bajaba así, aunque he llegado a verlo a los pies de la Virgen de la Cueva», ha declarado uno de ellos.

El alcalde ha hecho un llamamiento para extremar la precaución ante la crecida del Júcar y ha señalado que además del acceso peatonal a todos los puntos de la ribera del río también se ha cortado el tráfico rodado en la zona del Recreo Peral por su peligrosidad. Desde la medianoche, el regidor encabeza el dispositivo de seguridad que se ha organizado para tener controlada la situación, junto a los técnicos municipales, Policía Local, Policía Nacional, Bomberos y Protección Civil. Así las cosas, el Ayuntamiento de Cuenca mantiene el nivel de alerta y pide a los vecinos y turistas que no se acerquen a la ribera del Júcar ni tampoco a la zona del Huécar, río que también se ha desbordado en su confluencia con el Júcar.

En Murcia, la cabecera del Segura ha recibido en las últimas 24 horas intensas lluvias de más de 100 litros por metro cuadrado y en afluentes del mismo, como el Mundo en la provincia de Albacete, donde ambos cauces se han desbordado en la mañana de este sábado por Yeste y Riópar, respectivamente. Según la Confederación Hidrográfica del Segura, este río llevaba un caudal de 283 metros cúbicos de agua por segundo justo antes del desbordamiento en Yeste y se han recogido 118 litros por metro cuadrado en los pluviómetros de la zona del río Tus en ese término municipal. La lluvia ha sido más copiosa en Riópar, con 153 litros, y se han superado los 118 en Santiago de la Espada. En la localidad albaceteña de Las Juntas se han recogido 86 litros por metro cuadrado, mientras que en otras partes de Yeste se han alcanzado los 76; en Paterna del Madera han llegado a 61 y a 46 en Bogarra.

Vientos de más de 100 kilómetros por hora

En Galicia se han registrado esta madrugada las rachas de viento más fuertes de toda España, según datos facilitados por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que apuntan que en la estación meteorológica de Estaca de Bares (A Coruña) se han registrado 126 kilómetros por hora. En el resto de Galicia y en amplias zonas de España, el viento ha soplado también con fuerza aunque no ha superado los 120 kilómetros por hora, la velocidad a partir de la cual se considera huracanado.

En la estación de esquí de La Pinilla (Segovia), la racha máxima ha registrado 111 kilómetros por hora, mientras que en la estación de Valdezcaray (La Rioja), el fuerte viento ha llegado hasta los 109 kilómetros por hora. La Aemet también destaca los 100 kilómetros por hora alcanzados en la estación de cabo Vilan (A Coruña) o los 96 kilómetros por hora en el puerto madrileño de Navacerrada. En cuanto a las precipitaciones acumuladas, sobresale Grazalema (Cádiz) con 80 litros por metro cuadrado hasta las 10.00 de este sábado, seguida del municipio de Navalvillar de Ibor (Cáceres) con casi 40 litros en el mismo periodo de tiempo.

Ante esta situación de fuertes rachas de viento, Protección Civil y Emergencias recomiendan a la población asegurar puertas, ventanas y todos aquellos objetos que puedan caer a la vía pública y alejarse de cornisas, árboles, muros o edificaciones en construcción o grúas que puedan desprenderse.